Presentación

Con este blog voy a añadir al mar de información en internet una visión subjetiva más, pero sobre todo, mi intención es dejar constancia de un proceso.

El camino que tengo delante ahora mismo puede ser muy parecido al que mucha gente se encuentra y por eso espero que mientras registro mis pasos y tropiezos, tú puedas observar, tal vez empatizar y echarme una mano y quizás hasta aprender.

Y como cada bloguero, pienso que tengo cosas que contar y que es posible que a alguien le sirvan, como mínimo para arrancar un constructivo árbol de ideas. Y también sé que el contenido que iré incluyendo tendrá en parte mi autoría, a la vez que recopilará información valiosa de terceros, de lo que procuraré que quede constancia dejando el enlace adecuado.

Quiero comenzar una etapa de crecimiento con este blog, de forma que mis búsquedas para recopilar y volcar información, análisis y ejemplos de cómo va cambiando mi vida sean compartidas en una verdadera interacción con las personas que lean estos contenidos.

Mi intención es dejar constancia de un proceso

 

Sé que puede resultar difícil atender y elevar las respuestas que reciban mis entradas a verdaderas participaciones, sobre todo porque probablemente las personas que más tengan para aportar y se muevan en este mundo, probablemente tendrán su propio espacio. En ese caso el enlace estará asegurado.

Mi idea se amplía sin embargo, investigando sobre los temas que puedan ser sugeridos por las personas que lean este blog, en principio dentro de la temática general, aunque tal vez luego el camino se bifurque hacia nuevos rincones. De esa forma, los contenidos se irán formando con una mayor participación de los propios lectores.

Muchas veces pienso que no tengo mucho que ofrecer, que me queda mucho camino y que continuamente me equivoco y bloqueo con ciertas cosas. Debido a algunas conversaciones con mis amistades, de vez en cuando creo que sí que hay cosas que puedo contar y compartir. Para empezar, tengo muchas preguntas sin respuesta, que abordaré en el laboratorio de Dédalo, un lugar donde profundizar y experimentar junto a ti para desarrollar ingeniosas alas.

Agradezco las palabras de ánimo de todas esas personas y cómo me hacen sentir. Sin duda me han dado la suficiente fuerza para comenzar a escribir este blog. Y en él abundarán seguramente algunas contradicciones. No tenerlas significaría que me conozco perfectamente. ¡Por eso agradeceré también críticas y más preguntas!

Quiero comenzar una etapa de crecimiento con este blog compartida en una verdadera interacción contigo

 

Y por último, me refiero a mi situación actual, al inicio de escribir el blog, porque creo que en algunos puntos es compartida con muchas personas, dentro y fuera de España. Soy una persona de 32 años, sin títulos universitarios, sin trabajo, sin derecho a paro y sin casa. Afortunadamente me quedan amigos, familia y muchas ideas para remontar el vuelo o, como las he llamado aquí, píldoras de memoria o también, recetas caseras para tartas ligeras. Sé que tengo mis habilidades y hasta hace poco más de un año, no me ha faltado trabajo. Pero últimamente las cosas se han complicado un poco y mis decisiones me han llevado a una situación económicamente intestable.

Por otro lado, recorro actualmente una crisis motivacional. Lo que la sociedad me pide, lo que los valores culturales y familiares esperan de mí, no me convence.

No me considero una persona vaga o inactiva y a pesar de ello, me niego a trabajar 40 horas semanales por unos 700€, teniendo en cuenta que los alquileres en España no suelen bajar de la mitad de ese salario. No voy a quejarme aquí porque sé que el bloqueo lo creo yo mismo. Hasta ahora, no era capaz de ver alternativas al trabajo sin cualificación (o sin titulación).

Y como no tengo muy claro a qué me quiero dedicar ni cómo hacerlo, pues me he salido completamente de mi zona de confort para “resetear” mi punto de vista.

Y en ese caos estoy, al momento de la creación del blog. A medida que cambie la situación, podrá cambiar también el contenido, la forma o el estilo del blog. O al menos me gustaría flexibilizarme con ello. Así también evito re-escribir antiguas entradas. Es mi intención añadir ideas y contribuciones de otras personas que completen cada entrada inicial, pero me he propuesto dejar como está cada cosa que voy escribiendo. De ese modo también podré observar yo mismo mi evolución.

En cuanto al título del blog, añado que inicialmente barajé muchas ideas, que vinieron todas de una chispa que me recordó el vuelo de Ícaro, su caída y cómo ese mito se ha interpretado muchas veces. Ese personaje es el inconsciente o temerario que trata de volar más alto de lo que le dicen que puede, de acercarse más al sol, símbolo del conocimiento. Si bien existen muchas otras interpretaciones, y la mía no acababa de cuajar: Ícaro no podía representar un ejemplo a seguir, porque su historia estaba ya escrita, y termina mal.

Así que le di vueltas y vueltas y al final decidí dejar todas mis mejores ideas a votación de mis amistades. De esa forma comenzaba la interactividad. Hasta recibí valoraciones de todas las propuestas por separado, cosa que me ayudó a cerrar la encuesta con una de mis favoritas, que resultó ser también de todas las personas que votaron.

Así pues, te invito a acompañarme a lo largo de este camino en las entradas con la categoría de ruta de vuelo. Y también a que me cuentes qué pasos vas dando si estás en una situación similar. Bienvenida. Bienvenido.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s